Sobre la recusación contra Tentoni

A días de celebrarse un nuevo aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos y en el año que quedará definitivamente marcado en la historia de Bahía Blanca por haberse dictado las ejemplares sentencias a algunos de los responsables de cometer delitos contra la Humanidad desde el V Cuerpo de Ejército, el país se ve sacudido por resabios del pasado que pretenden poner en plano de equidad al estado terrorista y a las organizaciones que enfrentaron a su brazo ejecutor.

Cuando ya consolidado el proceso democrático, la perimida y falaz teoría de los dos demonios parecía haber sido un mal recuerdo, nuevamente salen a la luz argumentos que la reflotan y la pretenden encubrir tras una ley surgida desde los máximos cuerpos legislativos.

En nuestra ciudad, conmovida aún por la reparación histórica que significan las condenas a los genocidas locales y de cara a los procesos que siguen para juzgar a los represores,  es un juez federal quien vuelve a hacer mención a aquel infame argumento.

Y una vez más, dignificando el sentir de la Justicia, la Unidad Fiscal a cargo del dr. Abel Córdoba (acompañado desde la Procuración por el dr. Félix Crous), por fundadas razones y una inquebrantable convicción, salió al cruce de las irregularidades y manifestaciones de Eduardo Tentoni y solicitó su recusación. De la misma manera que actuara con Leopoldo Velázquez –para garantizar el principio de imparcialidad- el Ministerio Público reclamar Justicia dentro de la Justicia.

Reuniones con jefes de la Armada, ni más ni menos que con integrantes del Servicio de Inteligencia Naval, con el subdirector de la Nueva Provincia y asesoramientos y privilegios para los imputados en la causa que debe investigar, ofrecen a la ciudadanía una prueba cabal de la incompetencia de este juez para llevar adelante la investigación.

La Comisión de Apoyo a los Juicios de Bahía Blanca expresa, una vez más, su total apoyo a la Unidad Fiscal. Sepan los apologistas del pasado que el impecable e incansable trabajo que vienen desarrollando el dr. Córdoba y sus colaboradores cuenta con el respaldo de miles de bahienses comprometidos y comprometidas en la defensa de los Derechos Humanos.

La histórica lucha de la militancia local, plasmada en innumerables actividades, ha encontrado en el dr. Córdoba –como antes en Luis Cotter y Hugo Cañón- el ejemplo de funcionario que hace honor a su cargo.

Eduardo Tentoni demostró no estar a la altura de la causa que subroga. Ahora es el poder judicial el que debe garantizar la continuidad del proceso con jueces probos.

Por la Memoria, la Verdad y la Justicia.

 Comisión de Apoyo a los Juicios de Bahía Blanca

Anuncios

One thought on “Sobre la recusación contra Tentoni

  1. La Bahía Gris, la Bahía Indiferente, la Bahía del Silencio… ¡de pronto recuperó la voz!, y lo hizo de la mano de un puñado de jóvenes que no claudicaron ante los embates del poder corporativo que ha venido modelando, durante décadas, la mentalidad conservadora de gran parte de sus gentes, ese poder corporativo que se expresa en los medios a través del monopolio de Vicente Massot, ahora cuestionado por la justicia; en el poder judicial, a través de jueces como Eduardo Tentoni, que el fiscal Félix Crous ha denunciado en estos días en la televisión pública; en el poder económico de empresas que se beneficiaron con el genocidio para seguir llenando sus arcas; en el poder espiritual, con una Iglesia cómplice que sigue sin dar la cara, si bien el cura Aldo Omar Vara, llegado el momento, deberá hablar, como deberían haberlo hecho el arzobispo Jorge Mayer y el obispo Emilio Ogñénovich, cómplices de la barbarie genocida.
    ¡Un puñado de jóvenes, encabezados por Mauro Llaneza y Gabriel Cena, tuvo la osadía de romper el cerco informativo que estrangula a la Bahía! Sin haber vivido en carne propia la dictadura cívico-militar, tuvieron la osadía y el compromiso ético de recuperar las voces que habían sido acalladas durante tres décadas; de marchar mano a mano con las organizaciones bahienses de derechos humanos que no abandonaron un instante la calle; de no dejar sola a la inclaudicable Unidad Fiscal de Abel Córdoba, cuya labor ha sido, y sigue siendo, ejemplo de una Justicia como la que en estos momentos tan delicados reclama una gran parte del pueblo argentino.
    Que esta distinción, más que merecida, para el Juicio desde La Calle y su equipo sirva para mostrar a los Grises, a los Indiferentes, a los Silenciosos, que otra manera de informar es posible; que no hay cerco informativo inexpugnable; que allí donde hay voluntad… hay un camino.
    ¡El 20 de diciembre, desde donde nos encontremos, acompañemos con toda la alegría y la fanfarria que se merecen a quienes han logrado que Bahía Blanca recupere la voz!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s