De la resistencia y la memoria

El pase de diapositivas requiere JavaScript.


Bajo la lluvia del domingo 24 de marzo las calles del centro de Bahía Blanca fueron recorridas por cientos de militantes de organizaciones de derechos humanos, estudiantiles, gremiales, políticas, sociales y culturales para repudiar el golpe de Estado cívico militar religioso de 1976 y reivindicar la lucha de lxs 30 mil compañerxs detenidos desaparecidos.

La marcha culminó en la histórica Plaza del Sol, renombrada ayer como Plaza de la Resistencia y la Memoria haciendo una apropiación colectiva de este espacio público que fue y es escenario de repetidas manifestaciones populares.

Ni el clima ni el incumplimiento del compromiso de las autoridades municipales de habilitar la energía para el sonido de los eventos culturales y la lectura del documento conjunto de las agrupaciones convocantes impidieron recordar a lxs “militantes populares que fueron detenidos, torturados, desaparecidos y exiliados por luchar en pos de una sociedad sin explotadores ni explotados”.

“Aquellxs que no buscaron medidas paliativas para combatir la pobreza sino un cambio estructural, un nuevo orden que terminara con la injusticia que genera una desigualdad flagrante entre las clases sociales. Aquellxs que lucharon desde tan disímiles trincheras sembrando sueños y rebeldía. Aquellxs que nos dejaron el legado que tomamos, porque aún falta concretar el ideal de una sociedad y un mundo donde la consagración de los derechos se transforme en algo cotidiano. Aquellxs que lucharon por una revolución, hoy nos vuelven a convocar como cada 24 de marzo”.

Ingresá y lee/escuchá el documento completo y más.

Leer el documento aquí.

Escuchár: http://www.ivoox.com/lectura-documento-24-marzo-2013_md_1898549_1.mp3″ Ir a descargar

(Crédito fotos: Javier Luján, Jorgelina Molina y Luján Simonelli)

¿Por qué Plaza de la Resistencia y la Memoria? 

Desde La comisión de Apoyo a los Juicios hemos trabajado sobre la memoria, planteando de alguna manera la apropiación colectiva del espacio público, espacios donde ha transcurrido la historia.

Es así que se colocaron las llamadas “Huellas de la Memoria” en distintos lugares de nuestra ciudad, como homenaje a lxs compañerxs desaparecidxs o asesinadxs allí donde vivieron, donde estudiaron, trabajaron, militaron…

Hoy le toca el turno a esta plaza, la “Plaza del Sol”.

Es aquí donde nos convocamos año tras año a honrar la memoria de lxs compañerxs, donde leímos y releímos sus nombres estampados en aquel paredón.

Colocamos velas para iluminarlos, les cantamos, les recitamos poemas y también lxs lloramos.

Aquí ocurrió el histórico “Juicio ético” a la dictadura donde testimoniaron familiares y sobrevivientes.

En este lugar se desarrolló durante años la llamada “Feria de la cultura”.

También desde esta plaza se resistió a la privatización de las jubilaciones en la infame década de los ’90.

Hace pocos meses, también aquí, celebramos emocionados el fin del primer juicio por delitos de lesa humanidad en nuestra ciudad, en un acto, acá, en nuestra plaza.

Nos sobran los motivos, entonces, para darle un nuevo nombre, para re-significar su historia:
PLAZA DE LA RESISTENCIA Y LA MEMORIA.

Porque “es necesario hacer memoria y que ésta permanezca en la mente y el corazón. Memoria de aquellxs que se comprometieron en las luchas sociales, hombres y mujeres con ideales de cambiar los mecanismos de opresión y muerte y de construir caminos de vida y dignidad. Son semillas de vida y dieron las suyas, para alcanzar la libertad e igualdad de todxs”.

“Porque la memoria nos ayuda a iluminar el presente y a generar el futuro en la vida de los pueblos y en nuestras propias vidas. La historia es memoria de la vida de los pueblos, que se fue construyendo en el tiempo, entre luces y sombras, entre el dolor y la resistencia”.

Adhesión del fiscal Abel Córdoba:

“La lucha incansable de la militancia de Bahía Blanca por primera vez un 24 de marzo puede decir que ha logrado que la verdad irrefutable integre la justicia que condenó a los primero 17 represores juzgados, en la primera sentencia emitida por la justicia federal de Bahía Blanca y que comenzó a poner fin a la impunidad, revirtiendo la constante de persecuciones, torturas y masacres nunca juzgadas.

“Haber podido compartir esa lucha contra la impunidad de los mayores criminales del pueblo será siempre motivo de orgullo y agradecimiento.

“Llevo en mí el aprendizaje de la valentía y el ejemplo de los testigos, de la dignidad de los familiares, de la fuerza y de la voluntad constante de la militancia con la que confluimos.

“De esa materia están hechas la memoria y la verdad en Bahía Blanca.

“Desde la satisfacción de la lucha compartida, este 24 de marzo tan especial hago llegar también mi agradecimiento por el apoyo constante y el ejemplo que tuve y conocí como militante, abogado y fiscal; y lo expreso sabiendo que ahí estarán muchas de las personas con las que compartimos el constante afán por la justicia, no sólo para los crímenes de la dictadura, sino para cada una de las violaciones a los derechos humanos”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s