Una de cal y una de arena

plazamayomadres(Por Comisión de Apoyo a los Juicios) Inmensa fue la alegría y la emoción que nos embargó al saber que la incansable lucha de las Abuelas de Plaza de Mayo había dado un nuevo fruto y que Estela y Hortencia podrán definitivamente estrecharse en el tan esperado abrazo con su nieto Guido, hijo de Laura Carlotto y Oscar Montoya.

En este caso la historia recupera y repara, y eso nos produce una gran satisfacción.

Esto ratifica que la lucha contra la impunidad de más de 30 años no es en vano, cada nieto recuperado es un aliento nuevo a continuar este camino por la memoria, verdad y justicia por los 30.000 compañeros y compañeras detenidos desaparecidos.

La recuperación del nieto 114 –con absoluta justicia- fue rápida y masivamente difundida por los medios de comunicación. Sin embargo, no podemos dejar de lado la noticia que tiene como protagonista a otra nieta recuperada – María Victoria Moyano- detenida en la mañana del 8 de agosto por personal de Gendarmería, hecho que repudiamos enérgicamente, no tuvo la misma cobertura.

María Victoria –integrante del CeProDh y militante del PTS- fue detenida con otros compañeros en el marco de la brutal represión que Gendarmería Nacional –en un operativo ordenado por la Justicia Federal- desató en la Panamericana sobre los manifestantes que reclamaban por la reincorporación de los trabajadores suspendidos y despedidos en la empresa Lear.

Sacada violentamente del auto en el que circulaba, al que primeramente le rompieron los vidrios para arrojar gases lacrimógenos, fue trasladada a una dependencia de la fuerza y, si bien fue liberada posteriormente en medio de la fuerte presión de distintas organizaciones,durante varias horas nada se supo acerca de su paradero puesto que dicha información les fue negada a sus abogados.

Dos nietos. Uno recuperado y otro detenido en una Argentina donde la política de Derechos Humanos declamada por el Gobierno Nacional, es cada día más contradictoria ante la –cada vez más vehemente- represión de la protesta social y el discurso, alarmantemente macartista, de su Jefe de Gabinete. Una de cal y una de arena, inmensa alegría por un lado y denuncia y solidaridad por el otro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s